fbpx
lunes 16 de septiembre, 2019

“A mi hija parece que se la tragó la tierra”: la desesperada búsqueda de una madre de Ituzaingó

Marcela Florencia Ailín Chaparro se fue de su hogar el pasado 11 de enero y desde entonces su familia no sabe nada de ella. Desapareció junto a su novio, que a la vez es su primo hermano. A la conmoción de la mujer por el paradero de la chica se suma la incertidumbre por su estado de salud, ya que hace poco sufrió un aneurisma cerebral y necesita tomar medicación.

Búsqueda de Florencia en Ituzaingó
Florencia en una foto con su novio: desde el 11 de enero pasado se ausentó de su hogar

No tienen pistas y es muy probable que se haya ido con su novio. Pero lo concreto es que desde el pasado 11 de enero, Ana Silvia Vargas confiesa que está al borde de un ataque de nervios. Llora, implora, reza, pega carteles por el barrio, en las estaciones de tren, de colectivos. Corre al teléfono cada vez que le suena con la desesperación de una madre que no sabe qué pasó con su hija.

Marcela Florencia Ailín Chaparro tiene 17 años y es buscada desde el mismo día en que se ausentó de su hogar. Su madre, que vive con ella desde diciembre, recuerda que le dio dinero para ir hasta el kiosco y no volvió a verla. Hubo testigos que le contaron que la vieron en la plazoleta de Fleming y Muñiz, en Villa Ariza, y hasta le dijeron que la nena tomó un colectivo de la línea 302 y su novio, al rato, tomó el siguiente.

La joven buscada tiene una historia particular, que su mamá decidió contar a Primer Plano On Line. Había decidido vivir con su padre, pero una discusión con él la alejó de esa casa paterna y se fue con la mamá. Florcita, como la llama Silvia, hacía cuatro años que no iba al colegio y lo primero que hizo al reencontrarse con su madre es anotarse para retomar el tercer año del secundario, donde había abandonado. Se dedicada a cuidar a su abuela y salía poco, de hecho prácticamente no tiene amistades. Su única amiga, de nombre Agustina, con quien había estado un rato antes de su desaparición, le brindó a la familia toda la información y hasta los chats que compartió con la adolescente buscada.

Búsqueda de Florencia en Ituzaingó

Otra particularidad de Florencia es que sufrió un aneurisma cerebral hace un par de años y desde entonces consume un medicamento específico para sus dolores de cabeza. Se maneja por su cuenta, con autonomía, pero sí es indispensable para ella tomar con frecuencia la droga para controlar sus jaquecas y visitar al médico.

“Del novio sólo sabemos que tiene 22 años, se llama Clemente Antonio Almeida y es primo hermano de ella por parte del padre. Hace dos años que están en pareja y ese mismo día en que desapareció Flor a él lo habían echado del lugar que alquilaba”, contó Silvia a Primer Plano On Line. “Pero no sabemos nada y estamos desesperados. A mi hija parece que se la tragó la tierra”, grafica su nerviosismo por la incertidumbre que la carcome.

La denuncia ya fue presentada en sede policial e interviene la justicia de menores. Pero hasta el momento la búsqueda fue infructuosa. La mamá de Florencia dejó su celular para que cualquier vecino que haya visto a la chica o a la pareja la contacte: 112-338-8078. “Cualquier dato que nos puedan dar para llegar hasta ella será como un regalo del cielo”, cerró Silvia.