fbpx
sábado 21 de septiembre, 2019

La dura crítica de la Federación de Municipales a los intendentes del PJ: “Hablan de renovación y no quieren discutir el salario de los trabajadores”

Rubén ‘Cholo’ García volvió a la carga para que los alcaldes, sobre todo los peronistas, cumplan con la ley de paritarias sancionada en 2014, que fija el salario mínimo vital y móvil para todos los empleados en los distritos y les otorga la posibilidad de acordar un convenio colectivo. Mirá el video con sus declaraciones.

Los municipales en pie de guerra
La Federación de Municipales vuelve a la carga para que se instrumente la Ley de Paritarias para el sector

“Muchos intendentes no quieren cumplir con la ley, que los Municipales tengamos estabilidad, salario Mínimo, vital y móvil y la facultad de contar con un convenio colectivo de trabajo, algo que nunca tuvimos en la provincia de Buenos Aires y que sí tuvieron la mayoría de los gremios”. Rubén ‘Cholo García’, jefe de la Federación de Sindicatos Municipales Bonaerense (FESIMUBO), cuestionó con dureza a los jefes de Estado comunales que se niegan a instrumentar las pautas que marca la Ley 14.656, que regula las relaciones laborales entre los Municipios y sus empleados.

Pero lo más fuerte del conflicto que emerge a poco de tener que discutir la actualización salarial en los distritos es que la batalla para la puesta en vigor plena de la norma se da en el seno del Partido Justicialista, y el principal destinatario de los cuestionamientos es el nuevo conductor de la estructura.

“Gustavo Menéndez, presidente del PJ, habla de la renovación y de enfrentar éste modelo, pero no se traduce en el trato con sus trabajadores. El primer convenio colectivo que se firmó fue el de Merlo, pero cuando él fue intendente, que le ganó a Othacehé, lo demonizó, diciendo que era impracticable y que no lo podía aplicar. No atiende al sindicato y crea agrupaciones políticas que son complacientes con él”, denunció García en declaraciones al canal de Youtube Sonido Gremial.

Otro aspecto en debate es lo que perciben los empleados que prestan servicio en Merlo. “Nos dimos cuenta por qué no quiere aplicar el convenio colectivo: era inaplicable por los salarios que tienen los trabajadores municipales de Merlo, por ejemplo, 3.700 pesos de básico”, indicó el titular de la federación. Un salario que, por cierto, no cubre ni las expectativas ni las necesidades básicas de un trabajador ni mucho menos de una familia tipo.

“Queremos tener buen diálogo con los intendentes, pero que respeten a los trabajadores. Esas son las diferencias que tenemos con ellos, que no son personales sino ideológicas. Si representás a un partido cuya columna vertebral fueron los trabajadores tratalos bien en el distrito que tenés la posibilidad de gobernar”, cerró García.