fbpx
lunes 16 de septiembre, 2019

Mientras Dietrich asegura que en Argentina “volar es seguro”, vecinos pidieron en la justicia la clausura del aeropuerto de El Palomar

Todo esto mientras Flybondi continúa protagonizando sucesos escandalosos, como ocurrió ayer en Ezeiza, cuando un contingente de neuquinos que debía retornar a su provincia estalló contra las empleadas de la línea por la falta de certezas sobre el momento en que podrían viajar.

Aeropuerto El Palomar
Los días de lluvia el aeropuerto de El Palomar no opera, aunque el ministro DIetrich afirma que el problema es la neblina

“Volar en Argentina es seguro”, expresó el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, en la conferencia de prensa en la que anunció el aumento de los pasajes de trenes y colectivos. Fue en respuesta a la pregunta de un periodista tras la presentación que hicieron en la justicia los integrantes del colectivo Stop Flybondi, quienes pidieron la clausura del aeropuerto de El Palomar “ante la posibilidad inminente de que ocurra una tragedia”. En el escrito, el abogado Lucas Marisi también pidió la suspensión de la línea low cost que explota esa estación aerocomercial.

¿Qué tiene que ver esa respuesta del funcionario que encabeza el texto con el reclamo judicial? Que fue lo único que contestó el ministro, con una explicación sobre las inversiones que se están realizando en el aeropuerto, a propósito de las múltiples denuncias vecinales, los problemas reiterados de Flybondi y las quejas en aumento de los usuarios, que quedan varados por la imposibilidad de llegar a destino en tiempo y forma. Así ocurrió ayer en Ezeiza, cuando un contingente de neuquinos que debía retornar a su provincia estalló contra las empleadas de la línea por la falta de certezas sobre el momento en que podrían viajar.

“El Palomar nunca debió ser utilizado como aeropuerto comercial, ya que es imposible garantizar las condiciones mínimas de seguridad”, dice la presentación de los vecinos, quienes exigieron la urgente intervención de la justicia “antes que se caiga un avión y haya que lamentar centenares de muertos entre pasajeros y vecinos de El Palomar y alrededores”, agrega el texto firmado por Marisi. Su pedido va en coincidencia con el realizado hace 10 días por el fiscal Franco Piccardi, que empezará a ser evaluado recién mañana, con la vuelta de la actividad normal en tribunales tras la feria.

“Hace cien años que hay un aeropuerto en el Palomar, es uno de los aeropuertos más antiguos de la Argentina”, dijo Dietrich, y precisó que “hemos hecho inversiones importantes para mejorar su operación”. “Hoy es el octavo aeropuerto de Argentina. Ya ha habido 300 mil viajes de pasajeros en la empresa Flybondi y lo que ha permitido es que un montón de gente que nunca había podido volar ahora pueda hacerlo. También está permitiendo un desarrollo muy importante en toda la zona de Hurlingham, Morón y Palomar. El aeropuerto tiene acceso por tren. El 30 por ciento de los pasajeros que toman un avión en el Palomar llega en tren”, agregó el ministro.

LA FALTA DE UNA POLÍTICA DE TRANSPORTE INTEGRAL

Desde el blog Aviación Comercial Latino Americana, el especialista Daniel Amigo plantea que la falta de una política integral en materia de transporte, incluida la denominada ‘revolución de los aviones’, está causando “inconvenientes gravísimos en las distintas modalidades para el traslado de pasajeros. Y, contrariamente a las afirmaciones gubernamentales, expone que se están perdiendo gran cantidad de empleos en los ómnibus de larga distancia y en los aéreos, cancelación de servicios “afectando a los usuarios y beneficiando a empresarios aventureros y a las transnacionales, que buscan acaparar el mercado hasta lograr el monopolio”.

LEÉ EL TEXTO COMPLETO CON NÚMEROS Y ESTADÍSTICAS

http://aviacioncomercialla.blogspot.com/2018/07/el-transporte-en-la-republica-argentina.html?m=1

“En las últimas cinco décadas la República Argentina no ha conseguido tener una Política Transporte definida y sustentada en el tiempo, a través de políticas de Estado que trasciendan los gobiernos, planificadas para un período mínimo de treinta años”, indica en el texto a modo de reflexión al que tuvo acceso Primer Plano Online. Es que son millones las personas involucradas en el sistema de transporte diariamente, entre pasajeros, trabajadores y empresarios de manera directa e indirecta.

“Si no se tiene una política que permita a los empresarios planificar una inversión acertada y sustentable en el tiempo, es imposible pretender que se inviertan sumas multimillonarias, cuando esas inversiones necesitan de varios años para ser amortizadas. Es por esto que solo incursionaron o incursionan aquellas empresas que operan de la mano de los gobiernos de turno a través de subsidios, privilegios o excepción de impuestos”, cerró.