fbpx
martes 17 de septiembre, 2019

Piden justicia por un joven que murió arrojado del tren y cuya familia encontró partes del cuerpo al costado de la vía

El hecho ocurrió en la estación Villegas del Ferrocarril Belgrano Sur que hace el recorrido entre Libertad y el Mercado Central. Hay críticas al accionar policial y bronca porque aún la justicia no avanzó en la investigación.

Jonathan Herrera
Jonathan Herrera fue arrollado por una formación del Belgrano Sur en la estación Villegas y su familia clama por justicia: el agresor está identificado

Una familia de Merlo clama por justicia por la muerte de un joven que fue arrojado del tren en la estación General Villegas del ferrocarril Belgrano Sur. Jonathan Eduardo Herrera (27) tuvo una discusión en el andén un vendedor de baratijas, que un rato antes lo había amenazado con una cuchilla, pero el muchacho se la quitó y el agresor se terminó yendo. Cerca de las 22 del 29 de octubre pasado, Herrera volvía de la casa de su hermano, al que había ido a llevarle ropa, y se volvió a cruzar con el sujeto, que directamente lo empujó hacia las vías.

Fue justo cuando el tren salía de la estación, y el muchacho murió en el acto. Es más: su cuerpo fue descuartizado por la formación. Un grupo de conocidos que estaban con él vieron la secuencia y no lo podían creer. En medio de la conmoción, el asesino se fue del lugar. Uno de ellos se dirigió a la casa de la madre de Herrera, en donde también estaba su hermana Tamara, quien narró el dramático episodio que vivieron al enterarse del crimen.

Jonathan Herrera

“Nos vino a avisar un amigo de Jhonny que mi hermano tenía un corte en la cabeza y que vayamos rápido a la estación. Cuando llegamos nos encontramos con ese cuadro que no le deseo a nadie que vea”, contó la mujer. Pero eso no fue todo: al otro día, con la luz del sol, volvieron al lugar y, caminando por el costado de las vías, Tamara encontró el pie de su hermano, que también había sido desmembrado. Provoca escalofríos de sólo escribirlo.

Cuando se presentó en la seccional policial de Ciudad Evita que intervino en el caso, la mujer no fue bien atendida y los oficiales le indicaron que ya estaba todo en manos de la Fiscalía. De todos modos le tomaron declaración. Pero ahora, al cumplirse un mes del hecho, se enteró a través de su abogado Eduardo Alessi que la causa no avanzó porque las declaraciones de los amigos de Jonathan que fueron testigos del crimen y de ella misma nunca fueron remitidas a la UFI temática Homicidios de La Matanza, con lo cual no existen elementos para que la justicia esclarezca el hecho.

“Los policías hicieron todo mal, en la estación nos dijeron que las cámaras de seguridad no funcionaban y la Fiscalía no intervino porque nunca les llegaron las declaraciones. Si creen que porque somos gente humilde vamos a dejar este hecho impune se equivocan”, enfatizó Tamara en conversación con este medio. Por eso, la familia Herrera organiza una marcha para el próximo martes hacia la estación Villegas, donde pretenden cortar la circulación del ferrocarril para que el caso se haga público, y luego a la comisaría del lugar, con la finalidad de denunciar la mala praxis policial.