fbpx
jueves 19 de septiembre, 2019

Mala praxis: cinco médicos de la Clínica Agüero de Morón van a juicio por la muerte de una mamá y el bebé que gestaba

María Marta Potenza, Marco Antonio Ayllon Juanes y Juan Carlos Copacaba Carmona se encuentran incriminados como coautores del delito de doble homicidio culposo, mientras que Carlos Enrique Camargo Montero y Carlos Eduardo García enfrentan cargos por homicidio culposo. Rolando David Mamani Huarachi, otro doctor, fue sobreseído.

Mala praxis Clínica Agüero
Mariela del Valle González esperaba su tercer hijo y murió en la Clínica Agüero de Morón en un caso en el que hay indicios de mala praxis

María Marta Potenza, Marco Antonio Ayllon Juanes y Juan Carlos Copacaba Carmona se encuentran incriminados como coautores del delito de doble homicidio culposo, mientras que Carlos Enrique Camargo Montero y Carlos Eduardo García enfrentan cargos por homicidio culposo. Rolando David Mamani Huarachi, otro doctor, fue sobreseído.

El 8 de mayo de 2013, Mariela del Valle González fue a la clínica Agüero, ubicada en Morón, junto a su marido. Tenía un fuerte dolor en el hombro derecho, gestaba un embarazo de 34 semanas y, a poco de dar a luz, pretendía que un médico diagnostique ese malestar para llegar más tranquila al parto.

Junto a su esposo, Luis Zayas, fue recibida por Marco Antonio Ayllon Juanes (Matrícula Nacional 29454), profesional que estaba en el servicio de guardia en ese momento. El médico la derivó a la obstetra María Marta Potenza (M.N.8484), quien luego de constatar la vitalidad del feto y la ausencia de contracciones uterinas le indicó que regrese a la guardia. Allí, otra vez Ayllón le recetó un tratamiento sintomático. Pero ese fue el principio de una tragedia familiar que aún no termina. “Le dijeron que tenía una contractura”, contó el viudo de la mujer.

Entre ese día y el 12 del mismo mes, la mujer cumplió con las indicaciones, pero su cuadro se agravó. El malestar general continuaba y otro profesional sanitario, Juan Carlos Copacaba (M.N.136941), le diagnosticó broncopatía y le ordenó que tome antibióticos. Pero al otro día, la mamá gestante se descompensó, volvió a ese centro de salud y nunca más salió del sanatorio con vida.

El doctor Carlos Camargo (M.N.133671) ordenó estudios complementarios de laboratorio, con los cuales constató que Del Valle González sufría una hepatopatía. La internaron de inmediato, hicieron interconsultas con ginecología y obstetricia, a cargo en ese momento del especialista Juan Carlos García (M.N.82849), quien con una ecografía constató que el feto había muerto. Le practicaron la cesárea a la mujer, la llevaron luego a una sala común en la que Rolando David Mamani Huarachi (M.N.125.152) advirtió que la paciente estaba desmejorando y presentaba fallas multiorgánicas.

Ese 13 de mayo la mujer fue llevada a terapia intensiva, donde finalmente también falleció. “Ninguno de los profesionales que intervinieron en su asistencia médica han siquiera sospechado somo diagnóstico diferencial la patología que finalmente presentó, Síndrome de Hellp, habiendo obrado todos los nombrados con impericia en su profesión”, indica la causa que está próxima a ser elevada a juicio. Y que el viudo de María y papá de la beba que llevaba en su vientre espera sea durante 2019.

“Sálvenla, sálvenla”, gritaba el esposo de Mariela, quien observaba cómo los médicos hasta se subieron encima de su mujer para intentar reanimarla. “El síndrome que tenía ella es muy fácil de detectar en embarazadas. Con el cuadro que presentaba tendrían que haber hecho análisis de entrada para confirmar qué tenía, pero no hicieron nada y la mandaron a casa. Estos tipos no pueden seguir siendo médicos”, agregó Zayas. En efecto, el Síndrome de Hellp es una de las complicaciones maternas y fetales más graves durante el embarazo, que causa problemas en la sangre y el hígado de la madre.

Mala praxis Clínica Agüero

La pareja tiene otros dos hijos, de 18 y 20 años, que en plena adolescencia perdieron a su mamá. Luis pudo reconstruir su vida y el destino le regaló la nena, que era la que le faltaba y buscaba con su esposa fallecida. “Llamáme en un ratito que estoy terminando de bañar a la beba y este ratito no lo cambio por nada”, le contó al cronista de Primer Plano Online que se contactó con él.

La decisión de la justicia de Garantías tras la investigación de la UFIyJ Nº 5 de Morón fue elevar la causa a juicio contra los seis profesionales intervinientes en la el caso. A Potenza, Ayllon Juanes y Copacaba Carmona le imputan ser coautores del delito de doble homicidio culposo (bebé y mamá), mientras que Carlos Enrique Camargo Montero y Carlos Eduardo García enfrentan cargos por el homicidio culposo de Mariela del Valle González. Rolando David Mamani Huarachi, otro doctor, fue sobreseído por la falta de nexo entre su accionar y el deceso de la mujer. El fallo fue confirmado por la Sala 1 de la Cámara de Apelaciones y Garantías en lo Penal de Morón, con las firmas de los jueces Diego Grau y Fernando Bellido.

Luis es vecino del Barrio Mitre, en Hurlingham, y se dedica a realizar tareas de plomería y albañilería. Pese a no conocer nada sobre leyes, asegura que no va a descansar hasta que se haga justicia y “estos hijos d p.., que me arruinaron la vida, no puedan trabajar nunca más”. La causa fue llevada adelante desde el primer minuto por la abogada Daiana Lening, que es familiar de Zayas y González, que actualmente está embarazada y dentro del mismo período de gestación que la víctima de semejante caso de mala praxis. En su reemplazo asumió transitoriamente su colega Yamil Castro Bianchi, que colaborará con la defensa.

Mala praxis Clínica Agüero

1 Comentario en Mala praxis: cinco médicos de la Clínica Agüero de Morón van a juicio por la muerte de una mamá y el bebé que gestaba

  1. Que se haga justicia por esa mujer y su bebé y por muchas más que nunca pudieron hacer nada y pasaron por cosas horribles en esa clínica llena de médicos incompetentes que juegan con nuestras vidas

Los comentarios están cerrados.