Wednesday 7 de December, 2022

Cayó pervertido que violó junto a su mujer a una nena de ocho años en Moreno: la víctima es su sobrina

Todo se descubrió a raíz de distintos trastornos de personalidad que presentaba la niña, actualmente adolescente, a quien le realizaron varios estudios psicológicos y entrevistas en Cámara Gesell para que pueda contar las vejaciones padecidas. Su propia madre denunció el caso el año pasado.

El sujeto fue detenido en una vivienda de General Rodríguez por la Policía Federal: la mujer sigue prófuga

Cayó pervertido que violó a una nena que tenía ocho años al momento de ser abusada pero que recién pudo contar todos sus padecimientos en 2021. Los hechos ocurrieron en Moreno en 2014 y el acusado fue detenido por la Policía Federal en una vivienda de General Rodríguez en la que residía. Su mujer, cómplice de las vejaciones, permanece prófuga de la justicia.

Fue la mamá de la menor quien inició el expediente judicial con una denuncia luego de recibir la confirmación de profesionales que asistían a su hija por diversos trastornos de conducta y de personalidad que evidenciaba. Las alarmas se encendieron cuando una serie de estudios psicológicos daban pistas de que la adolescente había sufrido abusos sexuales y que eso incidía en su manera de ser.

A partir de la recomendación, la madre radicó la presentación, que recayó en la Fiscalía Nº 1 del Departamento Judicial Moreno-General Rodríguez, a cargo del fiscal Leandro Ventricelli, quien dispuso la realización de entrevistas con peritos especializados en la temática y de las cámaras Gesell de rigor. Los resultados que surgieron fueron contundentes y las personas señaladas fueron siempre las mismas. Por protocolo periodístico y para no revictimizar a la menor, las identidades no serán publicadas.

Lo que se sabe de los hechos es que la pareja imputada, que tenía una relación familiar con la nena por ser la mujer hermana de la mamá (es decir, tía de la víctima) y su marido se ganaron la confianza de la chiquita, que vivía con su abuela. R.C. la invitaba a compartir diferentes actividades cotidianas a la niña y la llevaba de paseo a diferentes lugares con su marido.

En una de esas salidas, la trasladaron a bordo de un vehículo particular a un lote deshabitado ubicado en la calle Miguel Cané al 200, del barrio Los Naranjitos de General Rodríguez, a donde la introdujeron por la fuerza durante varios metros. Una vez entre los pastizales, y lejos de las miradas ajenas, la obligaron a que le practicara sexo oral a R.O.C. (49), el ahora detenido, mientras su pareja sujetaba a la víctima.

En el segundo y tercer abuso comprobado por la investigación judicial la pareja invitó a la niña al domicilio ubicado en la parte delantera de la casa en que la menor vivía en la localidad de Trujui, en Moreno, y una vez adentro la desnudaron, le tocaron sus partes íntimas y el sujeto la violó. Luego la vestían y mandaban de regreso a la casa de su abuela con la amenaza de rigor: “vamos a matar a algún ser querido su decís algo”.

Esas vivencias, además de la intimidación que la víctima padecía, son las que para la justicia implican un sometimiento gravemente ultrajante y corrompieron también el normal desarrollo de su sexualidad. Las vejaciones que padeció se traducen en trastornos con los que aún convive. R.O.C. fue detenido cuando salía de una finca ubicada en Chañar y Mercedes, de General Rodríguez.

Está acusado de abuso sexual agravado por el acceso carnal, por configurar un sometimiento gravemente ultrajante para la víctima y por ser los encargados de la guarda en tres hechos, en concurso ideal con corrupción de menores. La mujer, en tanto, permanece prófuga de la justicia.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram