Tuesday 4 de October, 2022

Colectivero preso un año y medio injustamente: fue liberado y vuelve a trabajar

Estuvo en la cárcel por un delito que no cometió. La Fiscalía desistió de acusarlo por venta de drogas, la principal hipótesis para su detención, y ahora espera la resolución final del caso. “Siempre dije que esto que me pasó fue una gran injusticia”, reflexionó.

Esteban Caamaño el día que se reencontró con sus afectos, esos que jamás dudaron de su inocencia y pelearon por su regreso a casa

El principio del fin de la pesadilla para la familia de Esteban Rubén Caamaño, el chofer de la Empresa Línea 216 que estuvo preso durante un año y medio por un delito que no cometió. La justicia de Morón le otorgó la libertad bajo caución juratoria, es decir, cumplir con presentarse cada vez que sea citado, y puede volver a hacer su vida habitual, esa que se interrumpió abruptamente cuando quedó detenido.

El fallo, firmado por el juez Cristian Toto, del Tribunal Oral Criminal Nº 6 de Morón, excarceló a Caamaño del arresto domiciliario que venía cumpliendo con tobillera electrónica desde diciembre pasado, cuando la Cámara de Apelaciones y Garantías le otorgó la morigeración de prisión.

¿El motivo de su libertad? La Fiscalía desistió de acusarlo por el delito de venta de drogas, que era el motivo por el cual estuvo privado de su libertad. “La prueba recolectada en relación al delito contra la salud pública no se ha logrado probar con el nivel de certeza necesario a esta altura que el causante comercializara los estupefacientes”, argumentó el fiscal Antonio Ferreras.

Por ese motivo se quitó esa acusación de la investigación. Sí quedaron en pie, por el momento, la posible comisión de los delitos de lesiones leves en concurso real con amenazas agravadas por el uso de armas, tenencia simple de estupefacientes y tenencia ilegal de arma de fuego de uso civil. Para determinar qué sucede con el devenir del caso, el próximo 30 de mayo habrá una audiencia en el tribunal en donde podría definirse la suerte del chofer.

Una posibilidad es que todo termine en una probation (que es la suspensión del juicio a cambio de una multa o la realización de tareas comunitarias, por ejemplo) o que directamente sea condenado o absuelto. Todo dependerá de las pruebas reunidas en el expediente y lo que se presente en la audiencia.

UN TRAMO DE LA CHARLA CON PRIMER PLANO ONLINE LUEGO DE VOLVER A SU CASA

“Por una discusión con un vecino, que no era ni siquiera conmigo sino con mi yerno, me armaron una causa por drogas, como que yo vendía, por tres gramos de cocaína separada que colocaron al momento del allanamiento. Me acusaron de haber amenazado con un arma a este hombre, cosa que no hice, y se contradijeron: primero dijeron que era un revólver negro y luego una pistola plateada, que no tengo ni tuve”, explicó Caamaño en conversación con Primer Plano Online a poco de llegar a la vivienda en la que fijó domicilio tras pasar 18 meses tras las rejas.

Ahora, el paso que espera el chofer es poder reincorporarse a la compañía transportista en la que trabajó durante 22 años para de algún modo recobrar parte de su vida y de su rutina, esa que perdió abruptamente. Su familia atraviesa un delicado momento económico en donde hasta le cortaron la línea de celular con la que contaba. Actualmente el sostén del hogar son sus hijos y la solidaridad de sus compañeros, así que empezar nuevamente con sus labores es una misión que no puede postergar ni un día más. “Siempre dije que esto que me pasó fue una gran injusticia”, concluyó.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram