Tuesday 26 de October, 2021

Condenaron a uno de los strippers de Pinar de Rocha por el crimen de Mariano Román en Ramos Mejía: el otro fue absuelto

El fallo fue dado a conocer por el Juzgado de Responsabilidad Penal Juvenil Nº 2 de La Matanza. La víctima, que regresaba de festejar su cumpleaños junto a su esposa, fue baleada en el tórax en el intento del robo de su camioneta. El desgarrador testimonio de la viuda en el juicio: “estamos perpetuados a ser víctimas; nosotros no elegimos esto”.

Mariano Román fue asesinado de un disparo en el tórax en el intento de robo del vehículo en el que viajaba con su esposa, que resultó herida de gravedad

Sabor a poco. Luego de más de cuatro años aguardando justicia, la familia del productor de seguros Mariano Román quedó con esa sensación luego del juicio contra dos de los acusados de haber participado del crimen y de haberle ocasionado gravísimas heridas a la viuda de la víctima fatal, quien permaneció once días en terapia intensiva, recibió siete cirugías intestinales y perdió dos falanges de los dedos de la mano, entre otras cuestiones.

En concreto, el Tribunal de Responsabilidad Penal Juvenil Nº 2 de La Matanza condenó a doce años de prisión a uno de los sindicados como autores del hecho, que era menor de edad en aquel entonces, y absolvió al otro por el beneficio de la duda. Hay otros dos sujetos mayores de edad que esperan su juicio, también señalados como parte de la organización delictiva.

En relación a la condena, siempre aclarando que por tratarse de alguien que era menor de edad al momento del hecho por lo que su identidad no se puede publicar, uno de los abogados de la familia de la víctima, Alejandro Buigo, anticipó a Primer Plano Online que apelará la sentencia absolutoria, y valoró que la pena aplicada al condenado es de las más altas previstas en el régimen de minoridad.

Dos de los menores juzgados eran strippers en el boliche Pinar de Rocha: uno fue condenado a 12 años de cárcel y el otro absuelto

“El proceso penal está gobernado por el principio de inocencia, y en principio de duda siempre beneficia al sujeto sometido a juicio. El tribunal consideró que no había elementos para determinar una condena. De todos modos, nosotros vamos a impugnar la absolución para que Casación revise la absolución”, reflexionó el letrado. “La alegría es parcial en cuanto a la procura de justicia, pero seguiremos dando batalla”, continuó.

Como informó Primer Plano Online, el crimen de Román sucedió el 14 de mayo de 2017, cuando Román y su esposa, Vanina Ferrera, regresaban a su casa tras festejar el cumpleaños de él. Eran las 5.30 de la madrugada cuando en la calle Urquiza, entre Iannone y Magallanes de Ramos Mejía, cuatro sujetos -según se logró reconstruir en la investigación- le intentaron robar la camioneta en la que viajaba el matrimonio. En su afán por escapar, Román recibió un tiro a quemarropa en el tórax que le ocasionó la muerte prácticamente al instante, mientras que su mujer fue herida de gravedad, como se mencionó al principio de este artículo. Y las secuelas aún continúan.

EL DESGARRADOR RELATO DE LA VIUDA EN EL JUICIO

Vanina Belén Ferrara rememoró durante el debate que habían ido con su marido aquella noche al boliche Gino tras cenar. Ya de regreso al domicilio ella se quedó dormida y se despertó de golpe, con una acelerada. En ese momento escuchó un disparo. El auto en el que viajaba la pareja estaba andando y ella atinó a poner el freno de mano para que se detenga. “Nos dispararon”, alcanzó a decirle su esposo antes de desvanecerse para siempre.

Recordó, después, cuatro personas al lado suyo, y una voz que decía “la vamos a llevar”. No llegó a ver a esa gente pero se despertó once días después en el hospital Güemes, de Haedo, donde le salvaron la vida. En su exposición se quebró al hablar de los tres hijos de la pareja, de 4, 10 y 12 años en el momento del crimen.

EXCLUSIVO Dos strippers de Pinar de Rocha juzgados por el asesinato de un productor de seguros en Ramos Mejía

“Esa noche salí de casa con su papá y su papá no volvió. Es irreversible lo que pasó. Al día de hoy me despierto gritando y llorando. Estamos perpetuados a ser víctimas; nosotros no elegimos esto, solo elegimos salir a festejar el cumpleaños de mi esposo”, expresó entre lágrimas ante la jueza Gabriela Rozzuto y los jueces Daniel Testi y Leonardo Sauma, que tuvieron a cargo el debate.

Ahora resta el juicio a los otros dos imputados, que son mayores de edad y esperan para enfrentar los cargos de homicidio criminis causae. De ser hallados culpables, su destino es la perpetua.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram