Monday 5 de December, 2022

Declaró el detenido por el femicidio de Susana Cáceres y negó vinculación con el hecho: “frené porque pinché una rueda”

Ramón Rosa Lescano (35) fue indagado por la fiscal Luisa Pontecorvo y aceptó dar sus explicaciones. La más importante es por qué su camioneta aparece en las filmaciones durante 40 minutos frenada en el lugar en el que apareció el cadáver de la mujer buscada durante diez días.

Susana fue asesinada a puñaladas, golpes y asfixiada: la justicia investiga el horrendo crimen

“Estuve frenado ahí ese tiempo porque había pinchado una rueda. No tengo nada que ver con ese crimen”. Ramón Rosa Lescano (35), el sujeto detenido como acusado de haber participado en el femicidio de Susana Cáceres, la mujer buscada por diez días y cuyo cadáver fue hallado el viernes pasado al mediodía a la vera del Río Reconquista, declaró este mediodía ante la fiscal Luisa Pontecorvo y rechazó cualquier vinculación con el hecho.

Como informó Primer Plano Online, el imputado es propietario de una camioneta Renault Duster que quedó filmada por alrededor de 40 minutos en la madrugada del viernes 18 de noviembre en cercanías del lugar en el que fueron encontrados los restos de la víctima, envuelto en una sábana. Lo que se intenta determinar ahora es si se trata del autor del crimen o si, efectivamente, lo que tuvo fue una avería en un neumático por el cual se detuvo. Con los elementos reunidos hasta el momento, la funcionaria solicitó a la justicia de Garantías la detención del acusado.

Al rodado de Lescano lo habían identificado mediante relevamientos de cámaras de seguridad, cuando a la 1.10 de la madrugada paró a metros del allí. Cuanto menos hay un dato llamativo según el video al que accedió este medio: detenido por una emergencia como es la pinchadura de una cubierta mantuvo las luces apagadas del rodado, que es nítido en las imágenes cuando se encienden porque la pone en marcha para arrancar. Ahora será motivo de pericias determinar qué hizo allí.

“Se observó que bajaron personas, más de una, y que el rodado permaneció inmóvil en el lugar por alrededor de 40 minutos. De los distintos cruces de información se pudo determinar el dominio del vehículo, radicada en Bella Vista, partido de San Miguel”, precisó un vocero consultado.

Desde ese momento la investigación se volcó a corroborar si el propietario vivía en ese lugar, cosa que arrojó resultado positivo, y se corroboró con el cruce de datos que el sospechoso tenía una suspensión de juicio a prueba por una portación de arma de guerra, encubrimiento y resistencia a la autoridad, una denuncia por abuso sexual en grado de tentativa y otra de una expareja por violencia de género.

Tras la disposición hecha por la fiscal Pontecorvo, detectives de la DDI Moreno-General Rodríguez montaron una vigilancia encubierta sobre el domicilio de la calle Mayor Irusta al 4.700, de San Miguel, y allí lo interceptaron al salir con el rodado. Una vez aprehendido, la justicia dispuso un allanamiento fiscal de urgencia sobre la finca para secuestrar elementos que pudieran ser de utilidad para la investigación. “Además de la Duster, se incautaron armas blancas y prendas de vestir con manchas hemáticas (de sangre)”, completó la fuente.

El detenido como resultado de la investigación espera a ser indagado por la justicia en la mañana de este martes

El cadáver de Susana Cáceres fue hallado el viernes 18 de noviembre en un descampado a la vera del Río Reconquista, en cercanías del Puente Roca, límite entre Moreno e Ituzaingó. La mujer era buscada desde el 8 de noviembre, cuando salió de su casa del barrio de Trujui, supuestamente a pagar una cuenta. Dejó a su beba de 18 meses al cuidado de su mamá con problemas de artrosis y nunca más volvió.

La mujer fue apuñalada, asfixiada y presentaba signos de abuso sexual en la zona anal. “Tenía múltiples heridas punzo cortantes, asfixia mecánica, rostro y cabeza golpeados con objetos contundentes. No tenía quemaduras el cuerpo y lo que sí había eran lesiones en la región anal compatibles con un abuso. La data de muerte, por el estado de los restos, es de siete a diez días”, habían informado fuentes con acceso al expediente a Primer Plano Online.

A la víctima rápidamente la reconocieron por los tatuajes de la marca de autos Chevrolet que tenía en su brazo y mano derecha y desde el momento del hallazgo los investigadores están convencidos que ese no había sido el lugar del crimen sino en el que descartaron sus restos.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram

Sé el primero en comentar

Deja un comentario