Friday 9 de December, 2022

Una falsa denuncia permitió esclarecer el violento robo a una mujer en Ituzaingó: hay tres detenciones

El rodado en el que viajaba la banda delictiva fue captado por imágenes de cámaras de seguridad del Centro de Monitoreo del Municipio. A la víctima, una mujer de 61 años, la abordaron con un arma de fuego para sustraerle dinero en efectivo y el celular. La crónica de una autoincriminación absurda.

Las cámaras de seguridad permitieron desbaratar la mentira de la banda, que escapó caminando tras el robo

La falsa denuncia por el robo de un auto permitió esclarecer el asalto que sufrió una vecina de 61 años que caminaba por las calles del centro de Ituzaingó. Como consecuencia de una revisión de cámaras de seguridad del Centro de Monitoreo Municipal, los investigadores detectaron que, en verdad, el denunciante trucho era, en verdad, uno de los integrantes de la banda delictiva.

Hay varios elementos que la justicia puso en consideración para establecer quiénes fueron los autores del asalto que sufrió B.M.F., quien caminaba con sus pocas pertenencias por la calle Pepirí al 2200, entre Caaguazú y General Pinto, tras estacionar su camioneta. Un sujeto que bajó de otro rodado la apuntó con un arma y le sustrajo una suma cercana a los 150.000 pesos, documentaciones varias, y llaves de ignición de su vehículo.

El hecho ocurrió el pasado 31 de octubre apenas pasadas las 8 de la mañana. Un vecino que observó la secuencia llamó de urgencia al 911 para dar aviso y los testigos y la propia víctima alcanzaron a describir que los malvivientes circulaban a bordo de Chevolet Prisma gris, del cual hasta informaron la patente.

Otro detalle no menor: en la fuga, a la banda delictiva se le cayeron ocho municiones de calibre 22 largo, con resorte y un soporte de cargador de pistola. Además, un celular. Tras la fuga, otro llamado al 911 advirtió sobre el abandono de un auto de similares características abandonado sobre la calle Niceto Vega al 500. Las autoridades ya tenían el dato de que el robo a la mujer había sido con un coche semejante.

Sin embargo hubo un dato que decoró la investigación: ese mismo día, pero en horas de la tarde, el dueño del Prisma se presentó en la comisaría 1ª de Merlo para radicar una denuncia por robo. “Acusó que dos motos lo había interceptado y le llevaron el auto”, precisó una fuente de la pesquisa. Pero todo era mentira, porque las cámaras lo captaron empujando el coche cuando se le quedó y otros domos lo registraron corriendo para escapar.

Con esos elementos, la fiscal Gabriela Millán, de la Fiscalía Descentralizada Nº 1 de Ituzaingó, solicitó al Juzgado de Garantías Nº 5 la realización de dos allanamientos para dar con las personas sospechosas. Así cayó el propietario del coche y falso denunciante, identificado como Gustavo Ariel Echart (30), capturado en una vivienda de la calle Nahuel Huapi al 1600 en Ituzaingó, y su acompañante Oriana Núñez (30), con radicación en la calle Peredo al 1.400 de ese distrito.

El otro detenido en la causa es Julián Fernando Rodolfo Rivarola (32), a quien arrestaron sobre la calle Arequipa al 2000 y le secuestraron prendas de vestir similares a las usadas al momento del ataque a la vecina. En los procedimientos los investigadores incautaron un revólver calibre .32 con numeración suprimida, dos cartuchos calibre .32, tres celulares, y vestimenta similar a la que quedó registrada tras el robo.

Esas tres personas quedaron a disposición de la justicia acusadas de los delitos de robo agravado por haber sido cometido en poblado y en banda, portación ilegal arma de fuego de uso civil y falsa denuncia, todos hechos en concurso real entre sí.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram