Tuesday 29 de September, 2020

Fin de la tregua: «La CGT suspende su participación en la mesa de diálogo porque no hay confianza»

La central oficializará hoy su posición y analiza anunciar una medida de fuerza. En el Ejecutivo optaron por el silencio a la espera del pronunciamiento de la cúpula gremial. No descartan un paro nacional.

Fin de la tregua
El triunvirato de la CGT se cansó y hoy anunciará su retiro de la mesa de diálogo con el Gobierno

Tras denunciar el «incumplimiento» del sector empresario de los acuerdos firmados y la falta de reacción del Gobierno, la CGT decidió retirarse de la mesa del diálogo social tripartito. Esa determinación, que será oficializada hoy tras la reunión del consejo directivo de la central obrera, fue anticipada ayer por el dirigente Juan Carlos Schmid, uno de los miembros del triunvirato de conducción, y comunicada a la administración de Mauricio Macri.

«Le hemos transmitido ayer (por el martes) al Gobierno que la CGT suspende su participación en la mesa de diálogo porque se ha quebrado la confianza», dijo Schmid en declaraciones periodísticas. Y adelantó que la cúpula cegetista definirá hoy un plan de lucha para reclamar un freno a los despidos y suspensiones, y expresar el malestar por las medidas económicas oficiales.

Según el gremialista, la metodología de la medida de fuerza podría adoptar la forma de una movilización con cese de actividades parcial para los primeros días de marzo, tal como promueven los gremios del sector industrial, el más golpeado por el deterioro del empleo. «Vamos a definir algún tipo de medida de fuerza porque hay un clima de mucha tensión y mucho enojo de los trabajadores con el enfoque económico del Gobierno. La gente no tiene un peso en el bolsillo», enfatizó.

Hasta anoche, sin embargo, no había una postura uniforme en la central obrera respecto del camino a seguir. Mientras los dirigentes más críticos del macrismo proponían abiertamente el llamado a un paro nacional, otros planteaban la alternativa de una movilización y los sectores más moderados la difusión de un duro pronunciamiento contra la política económica oficial. «Todavía no hay una decisión tomada, pero mañana (por hoy) se va a consensuar algún tipo de reacción», comentó otro sindicalista que, en cambio, dio por hecho la decisión de abandonar la mesa de diálogo social.

Esa posición fue transmitida el martes por el triunvirato cegetista al ministro de Trabajo, Jorge Triaca, y al coordinador de la jefatura de Gabinete, Mario Quintana, durante el encuentro reservado que mantuvieron en la sede de la cartera laboral en la búsqueda de obtener alguna respuesta oficial a sus reclamos. Sin embargo, ante las consultas de este diario, ambos funcionarios optaron ayer por hacer silencio y evitar cualquier comentario sobre la determinación sindical a la espera del resultado de la reunión que compartirán esta tarde los referentes sindicales.

La ruptura sindical con el espacio de diálogo alentado por el Gobierno se traducirá en lo inmediato en un retiro del apoyo de la central obrera al paquete de medidas impulsadas por la Casa Rosada para avanzar en la registración laboral y la incorporación de jóvenes y beneficiarios de planes sociales al mercado de trabajo formal. «No tiene sentido discutir esa agenda cuando se multiplican los despidos y suspensiones», explicaron fuentes sindicales.

Los gremios industriales se constituyeron en las últimas semanas en la punta de lanza para reclamar un endurecimiento de la CGT en su relación con el Ejecutivo. La postura más crítica fue asumida por los metalúrgicos de la UOM tras el anuncio del cierre de la planta de la firma Banghó en Vicente López, que se traducirá en más de 250 cesantías. En el gremio de Antonio Caló advierten que desde el año pasado acumulan 9000 despidos y 14.000 suspensiones, en gran parte por efecto de la apertura de importaciones.

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram