Sunday 29 de January, 2023

Hurlingham: asesinó a su tío con un sable de fabricación casera en medio de una discusión

Ocurrió en el barrio Atepam y en una zona definida por los investigadores como “altamente conflictiva”. Jorge Mareco (47) sufrió heridas en cabeza, abdomen y axila y murió en la vereda de la casa del asesino, a quien había ido a buscar con una cuchilla. El sorprendente hallazgo en la casa del detenido.

La casa del asesino fue allanada de urgencia y en su interior secuestraron el arma homicida y otras similares de fabricación casera

Asesinaron con un sable de fabricación casera a un hombre en Hurlingham y por el crimen está detenido el autor material, sobrino de la víctima. Ocurrió ayer viernes al mediodía en una vivienda de la calle Waskman al 100 en el barrio Atepam, tras una discusión que se originó por motivos que están siendo investigados.

Fuentes judiciales y policiales informaron a Primer Plano Online que la víctima fue identificada como Jorge Mareco (47), quien fue hallado en la vereda de la finca por el personal del Comando de Patrullas que acudió a un llamado hecho al 911. Tenía, según la descripción hecha por los voceros consultados, heridas de arma blanca en la cabeza, en el abdomen y en una axila, aunque será la autopsia de rigor la que determine la cantidad de cortes que padeció en el ataque.

Cuando la ambulancia llegó al lugar convocada por los oficiales el hombre ya estaba sin vida. Y el barrio estaba revolucionado: es que familiares del hombre asesinado estaban queriendo prender fuego la casa en la que se había refugiado el atacante, identificado como Santo Alberto Mareco, sobrino del fallecido, quien tenía en su poder el arma homicida y un detalle: en la precaria vivienda los uniformados hallaron también varias katanas (sable curvado de punta aguzada tradicionalmente utilizado por samuráis, al estilo la película Kill Bill) y otro tipo de espadas hechas en hierro, todas de fabricación casera.

Una fuerte presencia policial evitó que el imputado escape y que la vivienda ser incendiada. Es que ahí estaban las pruebas que necesitaba la justicia para esclarecer el hecho. El fiscal Fernando Siquier Rodríguez, de la Fiscalía Nº 8 de Morón, se hizo presente en el lugar y realizó un allanamiento de urgencia: secuestró la espada ensangrentada, que había sido escondida entre unas maderas. Además, dispuso la aprehensión del sindicado como autor del crimen.

En la puerta de ingreso a la finca del asesino los investigadores incautaron también una cuchilla de cocina con mango plástico que se sospecha fue llevada por la víctima hasta el lugar, por lo que una hipótesis es que haya existido discusión previa entre ambos que terminó dirimiéndose con armas blancas. Asimismo, en la vivienda de la víctima, también allanada de urgencia, secuestraron del interior de una de las habitaciones un revólver calibre 38, varias cuchillas y una tijera.

Santo Alberto Mareco quedó detenido en la seccional 2ª de Villa Tesei acusado de homicidio simple, un delito que contempla una pena de 8 a 25 años de prisión.