fbpx
sábado 7 de diciembre, 2019

Sofía Liria: la historia de la nena que se aferró a la vida de tal forma que hasta volvió a la escuela

La adolescente de 13 años que fue baleada en la cabeza cuando dos motochorros le robaron el celular en una heladería de Ituzaingó sigue dando pasos que conmueven en pos de su recuperación definitiva.

Sofía Liria
Así está Sofía hoy, con su vuelta al colegio y la rehabilitación que avanza con gigantes pasos

Los periodistas nos preparamos para contar historias y situaciones que no necesariamente vivimos. En muchos casos efímeras, dado que ocurren y luego todo continúa hacia otras noticias que ameritan la atención. Pero hay hechos que nos atraviesan como personas, y que no permitimos que caigan en el olvido, abandonando a su suerte a los protagonistas. El vínculo con las víctimas de la inseguridad o de los asesinos al volante es permanente, y cada vez que requieren ser escuchados encuentran en éste medio un oído listo para dar difusión.

Sofía Liria, como los lectores de Primer Plano On Line saben, es un milagro en vida. La nena, de 13 años, recibió un balazo en la cabeza en el intento del robo de su teléfono celular el pasado 6 de diciembre y agonizó durante varios días, hasta que finalmente los médicos del Hospital Posadas la sacaron adelante. A punto tal que la externaron en enero y le sugirieron un tratamiento de rehabilitación para que continúe con su esfuerzo por volver a ser la que fue.

Pero ahora hay una novedad que conmueve de sólo contarla: la guerrera volvió a la escuela. Como este medio había narrado, el director del colegio N° 27 de Hurlingham, a donde asiste, cumplió un rol clave para que la chiquita no pierda su escolarización. Y gestionó todo lo necesario para que vuelva a clases cuando los profesionales de la salud lo determinen. Sofía llenó de emoción a propios y extraños y, entre abrazos y muestras de cariño de compañeros, padres y docentes, pisó nuevamente su lugar de aprendizaje.

La entrada a la casa en la que vive Sofía junto a su mamá y su abuela, sobre la calle Fragata Sarmiento
La entrada a la casa en la que vive Sofía junto a su mamá y su abuela, sobre la calle Fragata Sarmiento

Por ahora arrancó con horario reducido, de tres horas, pero están analizando la evolución para ver en qué momento extender su presencia a tiempo completo. Hasta el momento ingresa a las 7.30 y a las 10 la pasan a buscar para continuar su rehabilitación en la clínica Las Araucarias, de Ituzaingó. “Le vino muy bien volver a la escuela. La recibieron de manera espectacular y de a poco se va acordando de muchas cosas. Tuve una reunión con la gente del gabinete escolar y me explicaron que la van a ir llevando de a poco pero que no hace falta que vaya a una escuela especial porque las maestras lo van a ayudar a que su avance pedagógico sea acorde”, contó a Primer Plano On Line Pablo Liria, el papá de la adolescente.

Sofía recibe los mismos contenidos que el resto de los chicos de la clase, pero el cuerpo docente tiene en consideración que es más lenta para copiar y para recordar los temas aprendidos el año pasado. “Le tienen mucha paciencia entre todos y eso la ayuda mucho”, explica su custodio paterno, que la sigue a cuanto lugar puede respetando que la nena tiene su carácter y sus humores, fluctuantes como el de todo joven de esa edad. En los recreos, las autoridades escolares la dejan estar sola junto a sus compañeros y amigos, que se ocupan de estarle cerca si ella lo necesita.

Sofía Liria
Sofía y parte de la tropa que la acompaña a diario en su recuperación

Sofía está sonriente, se integra de a poco, porque todo es como una suerte de volver a empezar. Al principio, temas de coquetería como la falta de pelo en la zona en que fue operada le daban pudor, pero lo fue superando. Le bajaron la medicación, y sólo le mantienen dos pastillas que las debe tomar a diario. “Es complicado, sabemos que es largo, pero verla a ella cómo se recupera nos hace sacar fuerzas de donde no creíamos tener”, graficó Pablo, que mantiene un dejo de frustración en lo que respecta a la investigación policial porque aún no hay rastros de los delincuentes, que están identificados. Son José Saracho y Lucas Gastón Cubillas quienes ejecutaron la sanguinaria acción contra la chiquita y siguen prófugos de la justicia.

Sofía Liria
Los delincuentes buscados por haber atacado salvajemente a Sofía para robarle el celular