Thursday 17 de June, 2021

Un joven agoniza tras haber sido baleado en Ituzaingó y su familia pide testigos que puedan haber visto algo

Pedro Andrés Curto Maciel llegó a un puesto de Gendarmería y alcanzó a entregarles a los efectivos el celular para que llamen a su padre antes de caerse desvanecido. Recibió tres disparos y uno, que ingresó por el tórax, le provocó severos daños.

Ventura Alegre e Iriarte
En esa zona fue baleado Pedro, el joven que recibió tres disparos: la familia pide testigos

“La bala que más daño le produjo entró por el costado del tórax y perforó un pulmón, el intestino, el hígado y le generó un edema en el otro pulmón. Además tiene otros dos disparos en las piernas”. Priscila Curto Maciel es la hermana de Pedro, un muchacho que está próximo a cumplir 20 años y que es vecino del Barrio Iparraguirre, en Ituzaingó Sur.

El domingo por la noche, en un radio comprendido por las calles Rivadavia, Iriarte, Dunant y Ventura Alegre, Pedro fue ferozmente atacado por aparentemente motochorros, pero hay pocas precisiones para saberlo con certeza. “Llegó al puesto de Gendarmería, le entrega el celular a uno de ellos y le pide que llame a mi papá. Además, le dice que lo balearon dos personas en una moto y se desmaya. Por testigos sabemos que es en esa zona”, señaló Priscila durante la charla telefónica con Primer Plano Online.

Desde que se desvaneció y los gendarmes llamaron a la ambulancia, la víctima fue llevada al hospital Eva Perón de Merlo, y allí los médicos le informaron a la familia que por las características de las heridas el cuadro es grave y su pronóstico reservado. “Son doctores acostumbrados a atender heridos de bala y están poniendo todo para sacarlo adelante”, agregó la hermana del muchacho.

Pedro tiene 19 años y cumple los 20 el 19 de agosto venidero. Por ahora la familia no está pensando en organizar marchas ni nada por el estilo. Toda la fuerza está puesta en que el joven se recupere. Es más: ayer publicaron a través de las redes sociales el pedido de dadores de sangre, pero la respuesta fue tal que ya superaron ampliamente lo solicitado por el nosocomio, con lo cual tampoco es necesario acercarse.

Fuentes policiales consultadas por Primer Plano Online informaron que “no están bien claras las circunstancias ni el lugar del hecho, pero aparentemente le quisieron robar la moto, y no llegaron a robarle porque cuando aceleró le dispararon”. Asimismo, este medio pudo saber que hay dos sujetos que estarían identificados en la zona por otros delitos a los que apunta la investigación, en manos de la seccional 1ª de Ituzaingó.

Por pedido expreso de sus allegados, este medio no publicará fotos del chico. En lo que sí hacen foco es en insistir sobre la posibilidad de que algún testigo haya visto o escuchado algo se pueda acercar a dar la información a la comisaría para poder esclarecer el hecho y evitar que le pase a alguien más.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram