Thursday 22 de October, 2020

La catedral de Morón se convirtió en “una gran mesa de familia” para que los más postergados disfruten una cena especial

Fue en el marco de la Jornada Mundial de los Pobres, que se celebra el próximo domingo pero que, a lo largo de la semana, cuenta con diversas actividades. 234 personas, algunas en situación de calle, participaron de la actividad.

Jornada de los Pobres en Morón
“No se trata de dar algo a los pobres sino de compartir con ellos", expresó el obispo Jorge Vázquez

“Es una gran mesa de familia”. Así, el obispo de Morón, Jorge Vázquez, definió ante Primer Plano Online la cena comunitaria que se llevó a cabo anoche en el catedral Nuestra Señora del Buen Viaje, como parte de las actividades de la Jornada Mundial de los Pobres que se celebra el próximo domingo por segundo año consecutivo.

Fue una suerte de corrección ante la pregunta del cronista de este medio, que le habló de un gran comedor. La diferencia no es menor: mientras un concepto remite a un lugar, el otro hace referencia al espíritu: no es lo mismo un comedor que una mesa familiar.

Allí, 234 personas que viven en condiciones de extrema pobreza y vulnerabilidad, incluso algunas en situación de calle, pudieron sentarse en la mesa para degustar un plato caliente de comida, con bebida y postre incluidos. Había mesas con caballetes y sillas plásticas dispuestas para los comensales, además de vajilla descartable.

El menú fue queso untable con fiambre y grisines de entrada; dos vueltas de ravioles con estofado; y de postre helado y dos vueltas de torta, preparadas por los papás y mamás del jardín del Colegio Buen Viaje. La fábrica de pastas Pavese, tradicional en Morón, hizo una campaña promocional para quienes quisieran comprar y donar para la movida. Así, con un descuento del 20% sobre el valor del producto, se juntaron 370 planchas de ravioles para los comensales. Y otro dato saliente en la noche: muchos de los que donaron se acercaron a la iglesia para ayudar en la cocina y en el servir a los invitados especiales. También participó de la jornada Monseñor Raúl Trozt, otrora titular del principal templo católico de Morón.

“No se trata de dar algo a los pobres sino de compartir con ellos, reconociendo la dignidad que tienen y poniéndonos en un plano de igualdad, que es lo que el Evangelio de Jesús nos plantea”, manifestó el obispo Jorge Vázquez en diálogo con Primer Plano Online.

Jornada de los Pobres en Morón
Panorámica del interior de la catedral de Morón convertida en un gran comedor familiar

El titular de la Diócesis de Morón se manifiesta como lo que es: un hombre de pueblo, que se siente más cómodo en el llano que en los altares, que le pone una cuota extra de compromiso a su tarea religiosa. “Incluir, compartir y escuchar deben ser los lemas centrales de un cristiano”, asegura. Sobre el cierre, además, se animó a cantar en vivo junto a los grupos católicos voluntarios que le pusieron color a la noche. Así puede apreciarse en el video que ilustra este artículo.

Martín Bernal, el cura párroco de la catedral, detalló que “todos los miércoles le damos de comer a 100 personas en el comedor Refugio de María, pero en este caso lo extendimos a todo Morón centro y Castelar”. En esta ocasión, destacó que había casi la misma cantidad de comensales que de servidores, y que todo se logró conseguir a través de una campaña en donde la gente fue donando los ravioles, la gaseosa, el helado y la desinteresada colaboración. “El gesto de sentarse en una misma mesa a compartir un plato de comida es decirle al otro ‘estoy al lado tuyo’, algo que nos da esperanza como sociedad”, concluyó.

Jornada de los Pobres en Morón

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram