Tuesday 26 de October, 2021

La enfermera trans de Ituzaingó que hizo historia: asumió como Jefa de Residentes en un centro de salud porteño

Celina Alejandra Esteban representa un verdadero ejemplo de esfuerzo y superación. Es vecina de Villa Udaondo y enfermera profesional con especialidad generalista y comunitaria. Por su condición, sufrió durante meses el hostigamiento de una superior, a quien denunció por violencia de género y logró que apartaran de su cargo.

Celina Esteban (de rojo) junto a las enfermeras que ahora le toca guiar en el Centro de Salud N°7 dependiente del Hospital Santojanni

Celina fue elegida por la totalidad de sus compañeros y compañeras como jefa de Residentes del Centro de Salud N°7 del Área Programática del Hospital Santojanni de la Ciudad de Buenos Aires y hace horas acaba de asumir formalmente el cargo para el cual se preparó con muchas horas de estudio y pasión por la enfermería.

Celina es la primera persona que hizo un cambio registral de identidad de género en Ituzaingó y también la primera que se casó, ambos acontecimientos ocurridos en el registro civil del distrito en el que vive.

“Pasé por mucha discriminación para poder llegar”, asegura en diálogo con Primer Plano Online y si bien no tiene nada en contra del cupo laboral, considera que a los puestos debe accederse por capacidad y no por elección sexual.

Su logro es verdaderamente admirable e histórico: nunca antes una mujer trans había ocupado una jefatura en un centro de salud porteño. La suya es una especialidad dedicada a trabajar con la comunidad en prevención y promoción de la salud con el objetivo de descomprimir los hospitales y no apuntar a la cura de una enfermedad sino a evitar que la gente se enferme en base a mejores estilos de vida.

Pero llegar al lugar que ocupa desde hace pocas horas no fue tarea sencilla. Por su condición de trans, fue víctima durante meses del hostigamiento de la Instructora de Residencia. Cansada del maltrato y de trabajar en un ambiente poco saludable para su desarrollo profesional decidió hacer la denuncia por violencia de género en la plataforma con la que cuentan los trabajadores municipales de la Ciudad ‘BA desde adentro’, Así fue que el Ministerio de Salud se expidió a su favor con recomendaciones técnicas para que el hospital aparte a la mujer denunciada, quien recién después de un mes fue alejada de su puesto.

Celina destaca que el logro no fue solo de ella por tener el coraje de denunciar: “tuve el apoyo de la Comisión de Género y Diversidad del Hospital, creada en base a las desigualdades que existen, quienes insistieron para que esta persona fuera separada. También intervino el INADI y la Defensoría del Pueblo cumplió un rol fundamental en el desenlace positivo de mi demanda, ya que me facilitó el patrocinio ad honorem de la abogada Flavia Massenzio”.

Hace pocas horas asumió como Jefa del Centro de Salud N°7 del Área Programática del Hospital Santojanni, una tarea que la tendrá al frente de la dependencia durante un año. Se trata de una función transitoria y rotativa, que mientras dure la tendrá a cargo de la formación de nueve enfermeras para guiarlas, facilitarle los accesos a la capacitación mediante diferentes cursos y especialidades.

Mientras sigue cursando la Licenciatura en Enfermería en la UBA, asegura que más allá de su puesto circunstancial, su aspiración es seguir trabajando en la profesión que la apasiona. En su nuevo cargo aspira a profundizar todo lo referente al tema de la diversidad “que está dejada de lado”, asegura. “Hay muchas organizaciones cerca del Área Programática del hospital donde poder captar al colectivo LGTB y dar respuestas de salud, realizar controles, hacerles saber que van a ser bien tratadas y que los chequeos médicos no solo van a estar apuntados a detectar enfermedades de transmisión sexual -como ocurre siempre con las mujeres del colectivo- sino también a controles odontológicos, clínicos y orientación sobre métodos anticonceptivos, por ejemplo”.

Festejos por el cambio de funciones y la despedida de las enfermeras que terminaron su formación

Confiada en que su objetivo podrá ser cumplido ya que “las chicas de mi equipo  tienen la mente amplia y son muy pro derechos, al igual que las médicas generalistas, con quienes componemos un ambiente de trabajo excelente”, Celina sentencia: “Vamos por una salud inclusiva, en donde cada persona sea tratada como se merece”.

Y no deja pasar la oportunidad de manifestarle a la comunidad travesti y trans que se puede: “Hay que estudiar y capacitarse, y existen herramientas para denunciar y seguir adelante cuando pasen cosas como las que yo tuve que atravesar, pero debemos liberar el camino para quienes vienen detrás nuestro”, asegura esta mujer que con su lucha logró convertirse en referente para muchas otras que a través de sus redes sociales (Instagram: celinaestebanok y Facebook: Celina Alejandra Esteban) la consultan para emprender sus propios caminos de superación.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram