Thursday 28 de January, 2021

El mensaje de Pascuas de la Iglesia, entre no perder la alegría y el rechazo al aborto: “Quien triunfa es quien da la vida, no quien la quita”

El obispo de Morón, Jorge Vázquez, encabezó la Misa Crismal en la Catedral y llamó a que “amemos esta hora que nos toca vivir, que no temamos a las dificultades y a los graves problemas de nuestro tiempo”. La Conferencia Episcopal, por su parte, dejó como reflexión que “no tenemos derecho a eliminar ninguna vida”.

Obispo Jorge Vázquez
El obispo de Morón, Jorge Vázquez, llamó a no perder la alegría para enfrentar las dificultades de este tiempo

El obispo de la Diócesis de Morón, Jorge Vázquez, encabezó en la parroquia catedral Nuestra Señora del Buen Viaje la Misa Crismal, y versó su mensaje sobre no perder la alegría para encarar los desafíos del presente. “Es fundamental que asumamos este hoy que el Señor nos regala, que amemos esta hora que nos toca vivir, que no temamos a las dificultades y a los graves problemas de nuestro tiempo”.

“Somos ungidos con el óleo de la alegría. Somos ungidos para ungir, para ungir a nuestro pueblo, para ungir a los pobres, a los oprimidos, a los cautivos, a los enfermos. La unción como dice Francisco, no es para perfumarnos a nosotros mismos, ni para guardar su aroma en un frasco, es para derramarlo en la misión, en el ministerio de gracia y misericordia que nos confió Jesús”, reflexionó el obispo en medio del debate sobre el aborto que se instaló en la sociedad argentina a partir de que el Congreso decidió habilitar la discusión por el proyecto para despenalizar esa práctica.

En sintonía con esas palabras, el vocero de la Diócesis de Morón y cura párroco de la Catedral de Morón, Martín Bernal, dejó su mensaje Pascual en la emisión del jueves pasado del programa periodístico Primer Plano Recargado. “Quien triunfa es quien da la vida, no quien la quita”, señaló.

“NO TENEMOS DERECHO A ELIMINAR NINGUNA VIDA”

El presidente de la Conferencia Episcopal Argentina (CEA), monseñor Oscar Ojea, sostuvo en su mensaje de Pascua que “no tenemos derecho a eliminar ninguna vida” y pidió que “todos los argentinos que están llamados a la vida puedan encontrar su lugar” y se pueda “crear un mundo más humano y más cristiano” para recibirlos “con dignidad”.

Así lo afirmó a través de un video dado a conocer por las redes sociales de la entidad, a pocos días de que comience en la Cámara de Diputados el debate sobre el proyecto para despenalizar el aborto. “En la secuencia de Pascua rezamos que la muerte y la vida se enfrentaron en un duelo admirable. El rey de la vida estuvo muerto y ahora vive”, comienza su mensaje de menos de 2 minutos el obispo de San Isidro.

“En la Pascua celebramos el triunfo de la vida sobre la muerte, que es el triunfo del amor sobre el pecado y la muerte. Es el amor de Dios que resucita a Jesús, y es el amor de Jesús que provoca ese amor del padre. Celebramos todo este amor. Jesús nos dice que es el camino, la verdad y la vida, que es pan de vida”, agregó. Ojea señaló también que como “Jesús es la vida con mayúscula, llama a la existencia a muchísimos seres y él quiere que todos los que son invitados a la existencia puedan llegar a participar del banquete de la vida y tengan su lugar”.

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram

1 Comentario en El mensaje de Pascuas de la Iglesia, entre no perder la alegría y el rechazo al aborto: “Quien triunfa es quien da la vida, no quien la quita”

  1. ABORTO. Dios ha establecido que, la persona que matare a un bebe en el útero DEBE MORIR.
    La Biblia dice: «Si algunos riñeren, e hirieren a mujer embarazada, y ésta abortare, pero sin haber muerte, serán penados conforme a lo que les impusiere el marido de la mujer y juzgaren los jueces. Mas si hubiere MUERTE, entonces PAGARÁS VIDA POR VIDA» (Éxodo 21:22-23).
    Notemos atentamente que, la Biblia dice «Vida por vida». Quiere decir que, para Dios lo que está en el vientre de una mujer NO ES UNA «COSA», sino que es una vida, una PERSONA.
    Entonces, abortar es un pecado terrible a los ojos de Dios. Aunque las leyes humanas te autoricen a abortar, TENDRÁS QUE ENFRENTAR EL TERRIBLE JUICIO DE DIOS.
    Abortar es decretar la PENA DE MUERTE para la persona que está por nacer. Por eso, ya que la Biblia dice: «Si hubiere MUERTE, entonces PAGARÁS VIDA POR VIDA», en consecuencia, Dios dictará el mismo castigo para los que LEGISLEN a favor del aborto; y para las MUJERES que pidan abortar, es decir, decretará la PENA DE MUERTE.

Los comentarios están cerrados.