Monday 6 de February, 2023

Misterio por la desaparición de un vecino de Hurlingham: hace tres semanas no se sabe de él

Marcelo Pérez es vecino del distrito y se ausentó de su hogar de un día para el otro. Su hermana Andrea quién viajó a la provincia de Entre Ríos siguiendo el dato que le pasó una persona, pero no obtuvo resultados. El caso es una verdadera incógnita.

Marcelo Pérez trabajó muchos años en el hipódromo de Hurlingham y actualmente se desempeñaba como remisero

Un misterio de proporciones envuelve la búsqueda de un vecino de Hurlingham que está desaparecido desde hace tres semanas. Es a raíz de la desaparición de Marcelo Pérez, quien hasta que se ausentó trabajaba como remisero luego de varios años dedicado al cuidado de caballos en el hipódromo de ese distrito.

“Mi hermano está desaparecido desde el 15 de enero. Salió de la casa de mi mamá en la calle Jorge Newbery y las cámaras lo captaron ese mismo día, cerca de las 23, frente al bingo de Hurlingham. De ahí no supimos más de él”, contó a Primer Plano Online Andrea, la hermana del hombre buscado.

Desde que se inició la difusión del caso en redes sociales, la mujer recibió información de que su hermano podía estar en Pablo Podestá, en William Morris y hasta con datos precisos le informaron que podía estar en Gualeguaychú, en la provincia de Entre Ríos, con nombres de caballerizas y lugares en donde se encontraba. “Pero no hay nada”, señaló.

Los teléfonos que aportó la familia para quien pueda suministrar datos del hombre buscado: también pueden llamar al 911Marcelo dejó todo en su casa y “se fue con lo puesto”, según la descripción de Andrea. Dejó celular, auto, documentos y hasta la vivienda quedó abierta, sin llaves. La familia maneja la teoría de que puede haber tenido algún inconveniente de tipo neurológico, porque ya desde el día anterior a desaparecer no se sentía bien.

“No quiso ir al médico y había momentos en que no coordinaba, aunque solamente tomaba medicación por la presión. Por eso una asociación que hago es que puede haber tenido algún pico”, indicó la hermana. Marcelo tiene 59 años y vive con su mamá, y jamás tuvo un antecedente de alejarse de su hogar sin avisar previamente.

La familia radicó la denuncia en la comisaría 1ª de Hurlingham y el caso está siendo investigado también por la Fiscalía Nº 6 de Morón. Hay un despliegue de sus allegados pegando carteles por varios lugares, recorrieron hospitales y morgues pero “ya no sabemos por dónde buscar”. Es por eso que ahora recurren a los medios de comunicación para que el caso se viralice.