Friday 7 de October, 2022

Operaron a Ramiro, víctima del terapista cubano: arranca una larga recuperación

“Está muy dolorido y se pregunta por qué le toca pasar por todo esto”, contó su abuela a Primer Plano Online desde el centro de salud en el que está internado. Le esperan 40 días en cama con yeso sin poder mover sus piernas.

Ramiro operado de ambas piernas tras la deformación que sufrió con el tratamiento de Ronald Mora

Operaron a Ramiro Fraga, el adolescente de 13 años con parálisis cerebral y vecino de Castelar cuya familia motorizo la denuncia contra el terapista cubano Ronald Mora. Al chico le tuvieron que cortar una parte del fémur de sus piernas para emparejar su extensión, que fue desviada luego del tratamiento realizado por supuesto “rehabilitador”, que prometía un método para que niños y niñas con patologías motoras puedan volver a caminar.

El caso de este chiquito fue revelado por Primer Plano Online hace tiempo ya, y volvió a estar en la palestra informativa luego del allanamiento en el consultorio de Mora en Ensenada, en donde tanto él como su pareja terminaron con una aprehensión transitoria, aunque rápidamente recuperaron su libertad. Desde el Instituto Flenni, en Belgrano, Olga, la abuela del menor, que lo acompaña a cada momento, reveló que su nieto “está muy dolorido y se pregunta por qué le toca pasar por todo esto”.

El caribeño había llegado a la Argentina hace varios años con una supuesta cura para la regeneración de neuronas denominado masoterapia neurológica infantil. Mora atendía hasta la semana pasada casos de parálisis cerebral “que representan una lesión en el sistema nervioso central”, explicaba, lo que implica una muerte neuronal que interrumpe el proceso madurativo de los niños y las niñas afectadas.

A través de su terapia, la neuroplasticidad funcional, supuestamente lograba en a sus pacientes que alcancen su edad cronológica. “Mi creación consiste en reeducar la funcionabilidad de la neurona sana para que haga el trabajo que no pueden ejecutar las neuronas enfermas de mis pacientes. Así logramos la reorganización entre músculos, tendones y articulaciones. De este modo, con el paso del tiempo, el niño logra sentarse; caminar; fortalece su musculatura; vuelve a sonreír; deja de convulsionar; gana fuerza de voluntad y pierde el miedo”, describía.

Sin embargo, no es sólo Ramiro víctima de sus manos. Hay otras mamás y papás que elevaron su reclamo y que le dieron volumen a un expediente judicial tramitado por la fiscal Valeria Courtade, de la Fiscalía Nº 3 de Morón. También está atento al devenir de la causa el Colegio de Kinesiólogos de la provincia de Buenos Aires. “Nuestro objetivo es que este sinvergüenza no vuelva a tocar una criatura nunca más en su vida”, describió Olga.

Además de la desviación en sus piernas, por la cual también debe ser sometido a otra intervención quirúrgica en los pies y más adelante en las caderas, Ramiro debe estar ahora 40 días con yeso e inmovilizadas ambas piernas y después se tiene que internar por un mes en el Flenni pero de Escobar para desarrollar una rehabilitación intensiva. Y posteriormente llegará la operación de cadera.

Mora tenía un canal de YouTube en el cual promociona distintos videos donde mostraba la problemática de sus pacientes y los supuestos resultados positivos que consiguen luego del tratamiento y el pago de las consultas en dólares del tipo de cambio no oficial. Y es importante dejar en claro que no puede trabajar, así que si alguien observa que sigue con su actividad puede denunciarlo de inmediato.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram