Sunday 20 de September, 2020

Perdió su auto en el incendio de un predio de la Ciudad de Buenos Aires y nadie se hace cargo del siniestro

El vehículo en cuestión resultó quemado junto a otras 40 unidades en el predio judicial de Parque Avellaneda. Imposibilitada de trasladarse en transporte público y trabajar, exige que las autoridades de la Ciudad de Buenos Aires le repongan el valor de cobertura de su seguro. 

El Renault 9 de Graciela se quemó el 18 de julio en el predio porteño de Parque Avellaneda

Graciela Costa tiene 61 años, es vecina de Morón y trabaja en el área de logística del Expreso de Cargas en la Ciudad de Buenos Aires. Es paciente oncológica, lo que descarta la posibilidad de que en tiempos de cuarentena por la pandemia se traslade en transporte público. Tampoco puede hacerlo desde su domicilio puesto que, a causa de la inseguridad, no cuenta con los elementos indispensables: “Hace poco entraron a mi casa y me robaron entre otras cosas la computadora. Estoy sin trabajar desde el 13 de marzo” contó a Primer Plano Online.

La pesadilla comenzó cuando el 1 de abril la Policía secuestró el Renault 9 de Graciela en la Autopista Perito Moreno. Su pareja, Aníbal Calveyra, circulaba al volante del vehículo y en un control la Policía cotejó que el automóvil tenía pendiente el trámite de transferencia. En ese momento el auto fue destinado al predio de Parque Avellaneda y el Gobierno de la Ciudad emitió una multa por la infracción. Una vez efectuado el pago se les proveyó de dos permisos para retirar el vehículo pero cuando se acercan al predio con la documentación pertinente para retirar el auto, los oficiales respondieron con negativas y evasivas: “nadie sabe nada” fue la conclusión que se llevaron de la Comisaría 36 de Villa Soldati a donde acudieron a efectuar la denuncia.

Finalmente, el domingo 18 de julio Aníbal y Graciela se despertaron con la peor noticia: 40 autos fueron incendiados en la playa de Parque Avellaneda, al costado de la Av. Cámpora. Entre ellos estaba el suyo. “¿Y el personal que tenía que cuidar el predio?” le preguntó Graciela al comisario Alonzo, a cargo de la seccional. “A lo mejor se habrán quedado dormidos”, contestó el uniformado sin ponerse colorado.

En busca de una respuesta, el 20 de Julio Aníbal se presentó nuevamente en la comisaría y tras ser retenido durante tres horas sin ninguna información se dirigió a Policía de la autopista para realizar la denuncia por incendio. Allí fue notificado de que el caso ya había pasado a una instancia judicial y que serían llamados para enviarles una orden para retirar el vehículo quemado.

“Quise resolver el trámite de forma rápida porque la única manera que tengo de ir a trabajar es en coche. Ahora yo me pregunto quién me va a pagar el valor de mi auto ¿el Gobierno de la Ciudad, la Policía Federal, la Autopista? Pero mi interrogante aún no tiene respuesta”, expresa afligida Graciela.

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram