Friday 21 de January, 2022

El flamante presidente del Concejo Deliberante de Morón espera que la oposición no tenga una posición radicalizada

Marcelo González invitó al debate y a la discusión de los temas a tratar “cada uno con sus ideas, pero siempre pensando en el bienestar de vecinas y vecinos”. También analizó la fuerte pérdida de votos que experimentó el Frente de Todos a nivel local y brindó una particular respuesta.

Marcelo González fue elegido con los votos del bloque oficialista y dos bancadas unipersonales: Juntos se opuso

Marcelo González, flamante presidente del Concejo Deliberante de Morón, apuesta al diálogo con la oposición. En primera minoría frente a un esquema que se dividió en bancas y cuenta con nueve escaños propios de Juntos, otros dos de la Unión Cívica Radical y dos unipersonales, el Frente de Todos sabe que no cuenta con quórum propio y que cada uno de los temas que pretenda sacar del cuerpo deberán contar sí o sí con el respaldo del sector que mayoritariamente conduce el exintendente Ramiro Tagliaferro.

Se trata de un espacio que ya mostró su estrategia. Es que, a la hora de votar las autoridades del cuerpo, como informó Primer Plano Online esa bancada se opuso a la designación de González, aunque no propuso ningún nombre para el cargo. Distinto fue el camino elegido por Silvina Samparisi y Rolando Moretto, de la UCR, quienes se abstuvieron. ¿Hay una guerra sorda abierta?

“Espero que no, más allá de las posiciones políticas, porque el trabajo que hacemos los 24 concejales está destinado siempre al bienestar de vecinas y vecinos. Sí que pongamos las diferencias arriba de la mesa, discutamos, debatamos y tratemos de generar consensos”, expresó en conversación con Adrián Noriega en la emisión semanal del programa periodístico Primer Plano por el canal Somos de Cablevisión.

En otro orden del análisis, Marcelo González evalúo lo que dejó la elección del pasado 14 de noviembre. Es que la coalición gobernante (Frente de Todos) parece funcionar en armonía a nivel local, pero viene de sufrir una dura derrota en las urnas. De los 101.712 votos con los que ganaron en 2019 cayeron a 68.636. En dos años de gobierno perdieron 33.076 votos. Para el dirigente del Frente Renovador, la respuesta hay que buscarla en las consecuencias que provocó la pandemia.

“Está claro: no nos fue bien, seguramente pagamos algún costo político con todo lo que el gobierno se comprometió en la campaña de 2019. Pero eso tuvo que ver con la situación sanitaria, que obligó a cambiar las prioridades. No especulamos electoralmente: no fue tapar baches y poner luces. Fue poner el hospital de pie, que lo habíamos recibido en una situación casi de parálisis», enfatizó.

Y cerró con una frase: “ningún vecino se quedó sin atención, sin su cama de terapia, sin su médico, sin su ambulancia en medio de una crisis sanitaria sin precedentes. Si nos vuelve a pasar seguramente vamos a hacer lo mismo aunque perdamos las elecciones”.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram