Saturday 19 de September, 2020

Primer Plano Internacional: desde Rusia, una periodista analiza el impacto del anuncio sobre la vacuna contra el Covid

María Khudyakova explicó cómo fue tomado en aquel país el registro de una de las esperanzas en la lucha mundial contra la pandemia que, aseguraron, demostró ser eficaz y ofrece una "inmunidad duradera". La Organización Mundial de la Salud puso reparos sobre el descubrimiento.

“Los rusos se han visto aliviados con el hecho de tener su propia vacuna, que ya fue legalizada y no será obligatoria", describió la periodista

Como informó Primer Plano Online esta mañana, Rusia se convirtió en el primer país en aprobar una vacuna contra el coronavirus y declararla lista para su uso. La noticia, que causó un fuerte impacto en el mundo entero, fue anunciada por el presidente de aquel país, Vladimir Putin, quien indicó que las dosis inmunizantes fueron sometidas a las pruebas necesarias, y demostraron ser eficaces y ofrecen una «inmunidad duradera».

A partir de la novedad, este medio contactó a María Khudyakova, periodista rusa con ascendencia cubana por su papá y que habla perfecto castellano. Vía Zoom, la comunicadora describió las características principales del hallazgo científico, que enfatizó “no tuvo ningún efecto secundario en quienes fueron voluntarios” y les permitió generar anticuerpos frente al coronavirus.

La vacuna será gratuita para la población rusa y se distribuirá inicialmente entre médicos y aquellas personas que se encuentran en mayor zona de riesgo. Cabe aclarar que Rusia tiene, en la actualidad, un registro de 15 mil contagios diarios, aunque lo peor de la pandemia ya pasó y la actividad volvió a ser casi normal, incluso con gente que hasta abandonó el uso del tapabocas.

De todos modos, por el momento el remedio no se le aplicará a quienes tengan fiebre o enfermedades preexistentes. Quienes sí la reciban necesitarán una segunda dosis, lo que ameritará una producción en serie a grandes cantidades. El Ministerio de Defensa ruso también está trabajando en otra vacuna, que espera poder legalizar para fin de año. Brasil fue uno de los primeros países que anunció la producirá.

“Los rusos se han visto aliviados con el hecho de tener su propia vacuna, que ya fue legalizada y no será obligatoria. Hoy en cuando se está viviendo este panorama tan dramático”, señaló Khudyakova, quien también indicó que lo único que le falta por normalizar a ese país es la apertura de fronteras. “Los estudiantes van a comenzar las clases el 1 de septiembre con protocolos sobre todo de higiene”, agregó.

“Los ciudadanos rusos tienen mucha más confianza en su sistema de salud que en una vacuna que pudiera llegar desde Estados Unidos o desde Inglaterra. Por lo tanto, se puede decir que es un gran paso el que se ha dado. De todas formas, recién empiezan las negociaciones con la Organización Mundial de la Salud (OMS) para presentar las investigaciones que se han hecho”, concluyó la periodista.

Justamente, ese organismo internaciones recibió con cautela la noticia señalando que la rusa, como el resto de las vacunas, deberán seguir los trámites de precalificación y revisión preestablecidos. “Acelerar los progresos no debe significar poner en compromiso la seguridad”, señaló en rueda de prensa el portavoz de la OMS, Tarik Jasarevic, quien añadió que la organización está en contacto con las autoridades rusas y de otros países para analizar los progresos de las distintas investigaciones de vacunas.

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram