Sunday 17 de January, 2021

Se entregó Diego Molina, uno de los sujetos que se fotografió junto al cadáver de Maradona

Estaba siendo buscado por la justicia, pero se presentó anoche en una comisaría porteña aunque no fue detenido. Antes, el Cuerpo de Investigadores Judiciales había realizado tres allanamientos en el marco de una investigación que busca establecer las responsabilidades en el repudiable episodio.

A la izquierda Diego Molina; a la derecha los Fernández, padre e hijo: los tres se fotografiaron con el cadáver del 10 y deberán convivir con el fuerte repudio social que causaron

Uno de los sujetos que se fotografió junto al cadáver de Diego Armando Maradona se presentó anoche en la comisaría 15 A de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires junto a una abogada para ponerse a disposición de la justicia. Se trata de Diego Molina, empleado de la funeraria en la que se organizó el sepelio del astro y que aparece en una de las tantas imágenes que se viralizaron en las últimas horas.

Fuentes policiales informaron a Primer Plano Online que, luego de la consulta de rigor con la Fiscalía Contravencional Nº 25, que entiende en la causa por violación al artículo 70 del Código Contravencional, quien “no dispuso temperamento alguno para con el sujeto, salvo que aporte sus datos filiatorios y teléfonos de contacto, documentándose lo mismo mediante acta circunstanciada”. Después de ese trámite, Molina se retiró del lugar y continúa en libertad, más allá del repudio social que cosechó su actitud.

Ayer por la noche, asimismo, el fiscal Néstor Maragliano solicitó tres allanamientos simultáneos, todos en la Ciudad Autónoma: uno en Gavilán al 1700, que es donde viven los otros dos empleados (padre e hijo de apellido Fernández); y San Martín al 2900 (casa de sepelios Pinier) y Tres Arroyos al 1500, otra sede de la casa velatoria.

Luego de la repercusión que tuvieron las repudiables fotos, Claudio Fernández, el hombre mayor de anteojos que aparece en una de las imágenes junto a su hijo, habló con el periodista Tomás Méndez en Radio 10 y pidió disculpas por su actitud. Tanto a él como a su hijo, al igual que a Molina, los echaron de sus trabajos.

AUDIO: EL TESTIMONIO DE UNO DE LOS EMPLEADOS DE LA FUNERARIA EN RADIO 10

 

 

«Estábamos acomodando antes de llevarlo, y mi hijo, como todo pibe, levantó el pulgar y sacaron la foto. Pido respeto y perdón a todos. Mirá que hice servicio al papá de Maradona, al cuñado… estuve con Maradona en vida cerca, no lo hice en vida siendo mi ídolo. No lo voy a hacer de fallecido. No es mi intención. Sé que mucha gente se ha ofendido, lo han tomado mal, sé que molestó», se intentó justificar.

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram