Saturday 26 de September, 2020

Se viene la pelea por la lapicera en el PJ: los intendentes quieren quedarse con los apoderados partidarios

Fue parte de lo que discutieron en la reunión que se hizo en Ituzaingó hace un par de semanas, de la que dio cuenta Primer Plano On Line. Es otro paso para desplazar al kirchnerismo de la estructura bonaerense.

La cuestión se debatió hace algunos días, durante una reunión que se desarrolló en Ituzaingó. Aún con sus diferencias a cuestas, un grupo de intendentes avanzó con la idea de empezar un proceso de control sobre los resortes de poder del PJ bonaerense.

La elección de autoridades todavía está lejos y el proceso electoral aparece en el horizonte. Por eso es que varios alcaldes pusieron manos a la obra en procura de quedarse con un factor de decisión clave dentro del partido: los apoderados. Desde la irrupción del kirchnerismo, Jorge Landau y Cuto Moreno fueron quienes, siguiendo las órdenes de la Casa Rosada, habilitaron y bajaron listas a discreción. En los últimos años, a esa dupla se sumó el camporista Wado De Pedro.

Ese férreo control impidió a opositores y díscolos prácticamente participar de las listas del PJ. Ahora, no pocos intendentes quieren, en sus roles de jefes territoriales, quedarse con ese manejo. Al menos eso fue lo que se planteó en aquél encuentro de Ituzaingó, donde incluso, pudo saber este diario, se habló de un esquema de distribución que contemple un representante de la Primera sección, otro de la Tercera y uno por la Octava (La Plata).

Sobre ese esquema está trabajando el denominado Grupo Esmeralda que nuclea, entre otros, a los jefes comunales Martín Insaurralde (Lomas de Zamora) y Gabriel Katopodis (Esteban Echeverría). La idea es llevar ese planteo al presidente del partido, Fernando Espinoza, hoy más cerca de otro sector de alcaldes que compite con los Esmeralda: el Grupo Fénix, que aparece con conexiones con el kirchnerismo.

Insaurralde es uno de los intendentes más refractarios a cualquier acercamiento con el kirchnerismo. De hecho, platea que el proyecto K “es una etapa superada”. Explora la alternativa de un candidato propio que podría ser, si se decide, el ex ministro Florencio Randazzo.

Los Fénix, en cambio, tienen vasos comunicantes con el cristinismo, aunque varios de sus integrantes como Leonardo Nardini (Malvinas Argentinas) o Ariel Sujarchuk (Pilar), se muestran más proclives a un eventual acercamiento a Sergio Massa.

En el medio aparece Cristina Kirchner y la posibilidad de que sea candidata en la Provincia. La ex presidenta parece ir dando señales en ese sentido. En ese marco, se viene la pelea por la lapicera en el PJ.

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram