Saturday 2 de July, 2022

Secuestros: hay más casos que los denunciados pese a la desmentida oficial

 

Al llegar a Hipólito Yrigoyen y Avellaneda, en Temperley, partido de Lomas de Zamora, un funcionario judicial fue interceptado por delincuentes que lo obligaron a recorrer cajeros automáticos. Le terminaron llevando su vehículo y luego lo liberaron. Su caso no fue anotado como secuestro, sino como el robo de un auto. Éste fue uno más de los secuestros exprés que ocurren en el área metropolitana y que no se denuncia como tal.

 

Ese hecho y muchos otros sin registro oficial muestran que hubo más secuestros que los reconocidos. Significa que en lo va del año, ocurrieron más que los 109 secuestros que trascendieron públicamente o los 78 casos que sólo se registraron en territorio bonaerense, según cifras oficiales.

 

Diversas fuentes policiales y judiciales afirman que el corredor sur, principalmente entre Lomas de Zamora y Adrogué, desplazó al denominado corredor oeste, donde operaría una banda integrada por policías, que ahora ocupa el segundo lugar en cantidad aunque las mayores cifras por rescate se pagaron allí, en la zona comprendida por los distritos judiciales de La Matanza, Morón y Mercedes. La zona sur se circunscriba a los distritos judiciales de Lomas de Zamora y Quilmes, la más castigada por la bandas de secuestradores.

 

Hace unos días, el jefe de la Policía bonaerense, Pablo Bressi, negó que haya un aumento en los casos de secuestros exprés en la provincia y aseguró que se trata de «hechos al voleo». «Existen hechos de secuestros extorsivos que ocurren en distintas jurisdicciones», admitió el comisario general, y explicó que se dan «en el marco de cierta forma aleatoria» porque los delincuentes «van mutando» y «pueden estar saliendo a cometer un robo, ese robo se transforma en una entradera o privación ilegítima de la libertad o hasta un secuestro extorsivo».

Jefe de Policía, Pablo Bressi.

De todos modos, respecto al número que circula por los medios (más de 100 secuestros en lo que va del año), Bressi hizo una referencia estadística en comparación al mismo período del año pasado. «Los secuestros de este tipo bajaron un 25% y además se aumentó la cifra de casos esclarecidos, a un 60%». Al mismo tiempo, resaltó que en la Bonaerense, a la que pertenece desde el período anterior de gobierno, «había un desmadre en cuanto a la estructuración. Ahora tenemos la mitad de los jefes policiales y la Fuerza sigue funcionando. Algo estaba mal», dijo Bressi, a modo de crítica y de autocrítica.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram