Friday 9 de December, 2022

Por unanimidad, el Senado bonaerense aprobó el proyecto de ley de alcohol cero al volante

La discusión para completar el trámite legislativo ahora continuará en Diputados. “Es un gran paso en nuestro objetivo de bajar la cantidad de muertes en siniestros viales”, celebró el ministro de Transporte, Jorge D’Onofrio, uno de los principales promotores de la iniciativa.

El pleno del Senado bonaerense acompañó el proyecto, que ahora seguirá en Diputados

Por unanimidad, el Senado bonaerense aprobó el proyecto de ley del alcohol cero al volante. La iniciativa suprime el mínimo permitido (500 miligramos) de ingesta de bebidas alcohólicas para estar al frente de la conducción de cualquier rodado y contempla penalidades severas para quienes la incumplan. Ahora, el trámite legislativo deberá ser completado en la Cámara de Diputados.

La norma contó con un fuerte impulso brindado por el ministro de Transporte provincial, Jorge D´Onofrio, quien siguió el debate desde las gradas del recinto acompañado por representantes de familiares de víctimas de siniestros viales, entre otras Viviam Perrone, de la ONG Madres del Dolor.

En concreto, lo votado contempla una modificación de la Ley 13.927 del Código de Tránsito. “Es un gran avance para la Provincia. Es muy importante que podamos implementar esta nueva ley, que será un paso fundamental para emprender el cambio cultural que pretendemos en la provincia en materia de seguridad vial”, subrayó el ministro. “Desde que se creó el Ministerio nuestro objetivo principal fue el de bajar la cantidad de fallecidos en siniestros viales y junto con el gobernador Axel Kicillof creemos que le Ley de Alcohol Cero es un gran paso en ese sentido”, agregó.

D’Onofrio celebró el apoyo de las y los senadores a la propuesta, que contó con un amplio debate en las comisiones que atravesó, en donde consiguió un consenso que dejó de lado la grieta. “Lo más relevante es que si vamos a tomar alcohol no tenemos que manejar. Se trata de salvar vidas: tenemos índices horribles en siniestralidad vial y el alcohol está presente en un gran porcentaje de los casos, con grandes cantidades de muertes que incluso son difíciles de calcular. Tenemos que entender que la vida humana es el único bien que no es reemplazable”, completó el funcionario.

La nueva ley contempla penalidades como retención de la licencia e inhabilitación para conducir, arresto, multas y obligación de concurrir a cursos especiales de educación y capacitación para el correcto uso de la vía pública. Las puniciones tienen diferentes grados de aplicación de acuerdo a los niveles de alcohol en sangre detectados. Ese elemento está presente en uno de cada cuatro siniestros viales: en la Argentina es la primera causa de muerte de menores de 35 años, según datos de la Agencia Nacional de Seguridad Vial.

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram