Tuesday 2 de March, 2021

Un joven de Hurlingham decidido a triunfar en el UFC: en Estados Unidos, va camino a lograr su objetivo

Emiliano Calderón tiene 26 años, vivió toda su vida en Villa Tesei y decidió establecerse en Miami para cumplir el sueño que lo motiva desde su adolescencia: entrenar duro para competir en las grandes ligas de las artes marciales mixtas.

Emiliano Calderón, un luhador arriba y abajo del ring

El atleta comenzó a practicar su primer arte marcial a los 16 años con el mítico Cristian Bosch, quien enseña Kick Boxing y Muay Thai en el “Dojo Serpiente” de Castelar. Emiliano rememora en diálogo con Primer Plano Online su primera clase: recuerda que fue extremadamente dura en cuanto a lo físico y si bien debería haber arrancado en la categoría ‘Menores’, su iniciación fue con el jefe de entrenadores y otros profesionales. Pasó poco tiempo hasta que le ofrecieran una pelea y sin pensarlo demasiado aceptó. A partir de entonces, supo que el UFC (Ultimate Fighting Championship) sería el norte que motorizaría su vida personal y deportiva.

En nuestro país, lamentablemente esta disciplina no tiene el reconocimiento que merece. Emiliano Calderón cuenta que aquí entrenaba en tres turnos diarios y en su momento de descanso daba clases para poder sostenerse económicamente. Esa realidad lo motivó a emigrar a Estados Unidos y comenzar a construir su futuro en el estado de Florida: “Acá se paga a los peleadores, se puede vivir de esta carrera, allá no. Además, te reconocen todo, esa es la diferencia; en Argentina si no jugas al fútbol no te conoce nadie”, describe.

Emiliano debió emigrar de su Villa Tesei natal para lograr el objetivo que motoriza su vida: triunfar en el UFC

Por otra parte, el joven hurlinguense, que además de sus peleas como amateur, ya lleva cuatro ganadas por el récord profesional (2 fueron por knockout y una por sumisión) y dos perdidas (una de ella por sumisión), compartió su deseo de consagración para poder vivir de lo que más disfruta hacer. «Yo sé que acá me puedo consagrar y vivir de lo que me gusta, cosa que lamentablemente en mi país no es posible. Lograr estar en este lugar significa para mí muchas cosas, como por ejemplo el apoyo y el sacrificio de mis padres, y mi propio sacrificio ya que para estar en el lugar donde estoy tuve que trabajar muy duro durante muchos años para comenzar a ver mis sueños hechos realidad», confiesa.

A la distancia, Emiliano lleva adelante un evento para las categorías amateur, semi profesional y profesional aquí, en la zona oeste. Se trata de Arkham Fight, que organizan junto a Pablo Dhorta y Laura Pignanelli desde el año 2016, y ya llevan 12 encuentros que en sus distintas ediciones tuvieron lugar en las localidades de Villa Bosch, Hurlingham y actualmente se realiza en Haedo.   

Seguinos en nuestra cuenta de 👉Instagram ó unite a nuestro canal privado de 👉Telegram