Monday 26 de July, 2021

William Morris: víctima de violencia de su propia hermana busca ayuda para levantar un muro en su casa

Analía Gerez necesita subdividir la casa en la que vive, que comparte con sus familiares directos, con quienes está en conflicto desde hace tiempo, con denuncias en el medio. Un grupo de mujeres solidarias se sumó a la cadena para brindarle asistencia.

La casa de Analía, sin revoque exterior y aún sin terminar: ahora la prioridad es construir un muro para tener paz

La historia de Analía Gerez es similar a la de muchas familias del conurbano bonaerense, donde cientos de personas erigen sus hogares en las porciones de tierra que consiguen heredar de sus antepasados. Ella, su hermana y su hermano comparten el terreno que en vida perteneció a papá y a mamá, que ya fallecieron. Pero nada es tan fácil como se supone.

Vecina de William Morris, más concretamente de la calle Adrián Luna al 3000, atraviesa un conflicto de hace tiempo con su hermana de 41 años, diez más que ella. “Es una persona muy agresiva”, grafica Analía, quien refiere que ya fue víctima en varias ocasiones de ataques de parte de la mujer. “No está bien, tiene problemas y todo le molesta. El tema es que es imposible la convivencia”, agrega.

ANALÍA GRABÓ UN VIDEO PARA LECTORES DE PRIMER PLANO ONLINE CON LOS DETALLES DE LOS TRABAJOS QUE DEBE REALIZAR EN SU CASA

Analía tiene una hija de nueve años y viven solas. Ella trabaja de telemarketer desde su casa pero la situación se está complicando en demasía. Es que su hermana grita, la insulta con diversos improperios y hasta impide que su nena pueda jugar en el patio común que comparten en el inmueble. Pero la cosa pasó de castaño a oscuro en el último tiempo: hace un año intentó apuñalar al novio de Analía. Eso ameritó una denuncia, porque además fue golpeada ella y la menor.

Más allá del drama familiar, que viene de hace por lo menos dos décadas, la joven encontró una posible solución: subdividir el lote en el que vive. Por eso pretende erigir una pared tipo muro para no tener contacto con su hermana. Pero no tiene los recursos, tampoco la capacidad para hacerlo, aunque ganas le sobran.

“Es como una especie de L que hay que hacer, con un pasillo que me permita entrar y salir sola o traer a alguien a casa. Con eso me cambiaría totalmente la situación”, refiere Analía. Se contactó entonces con el grupo de Facebook Albañilería, cosa de mujeres, y se armó una cadena solidaria: lo que están buscando es reunir materiales de construcción y quien pueda aportar la mano de obra para ayudar en la edificación, que es la única manera de arrancar una nueva vida.

PARA SABER MÁS DE LA HISTORIA DE ANALÍA: https://www.facebook.com/groups/471854710579016

Seguinos en nuestra cuenta de Instagram ó unite a nuestro canal privado de Telegram